El corazón no sólo importa en San Valentín

Dicen que San Valentín es el día del amor. Por eso todo está plagado de corazones: las pastelerías, los supermercados, las tiendas de ropa. Estos días el corazón es importante y se nota. A nosotros nos parece perfecto pero, como sabéis, en Torre de Nuñez preferimos que sea el protagonista durante todo el año. Por eso lo cuidamos tanto.

El corazón es el motor de la vida. Cada actitud nueva y saludable que adoptemos en su beneficio se traducirán en un motor más fuerte y duradero. El corazón es una máquina perfecta que debemos mimar y conservar en un estado impecable para, nada más y nada menos, vivir lo mejor posible. Sólo tenemos uno.

Afortunadamente, vivimos ya unos tiempos en que los que hay más concienciación de vivir sano (¡fumar ya no se lleva!). Lo healthy es tendencia y, aunque tampoco hay que ser extremadamente exhaustivo, darte un capricho de vez en cuando es importante, una vida saludable nos hará sonreir más y, lo que es más importante, vivir más y mejor. En Torre de Nuñez lo sabemos desde hace tiempo, por eso la mayor parte de nuestra gama de productos, por ejemplo, son de contenido reducido en sal. Y ya conocéis también nuestro jamón serrano raza Duroc con contenido reducido en sal reconocido con el sello de la Fundación Española del Corazón. ¡Tiene un 25% menos de sal que la media de los productos de su categoría!*

Jamón serrano Torre de Núñez

Vamos a daros unos consejos para cuidar el corazón que van más allá de una dieta alimenticia saludable. Porque, además de comer bien, el bienestar emocional es indispensable para tener una vida a pleno rendimiento.

Algunos consejos para cuidar tu corazón

Bajar la tensión

La tensión alta es uno de los riesgos más importantes. Por eso, es fundamental tomar medidas para tenerla regulada. Una dieta sana, algo de deporte y alimentos con contenido reducido en sal, harán que tu tensión esté perfecta.

Colesterol y corazón

Lo óptimo es tener el colesterol «bueno» (HDL) por encima de los 40 mg/dl. Si hay demasiado LDL en tu sangre (el malo), la circulación puede empeorar. Para bajar el nivel, la Sociedad Española de Aterosclerosis aconseja evitar el sobrepeso, no fumar, hacer ejercicio regular y seguir una dieta rica en vegetales y pescado.

Reducir la ira

Fijaos: la ansiedad y la ira son dos emociones que disparan hasta el 750% el riesgo de infarto, según un estudio del Royal North Shore Hospital de Sídney (Australia).

Trabajar sí, pero no te excedas

A partir de las 46 horas de trabajo semanal se incrementa el riesgo de sufrir un ataque al corazón, una angina de pecho u otros tipos de fallos cardiacos, según una investigación del Centro de Ciencias de la salud de la Universidad de Texas.

Duerme bien

Dicen los expertos que las personas con problemas para conciliar el sueño prácticamente a diario tienen un 45% más de posibilidades de tener un infarto. Pasar noches dando vueltas en la cama sin dormir acarrea nervios, cansancio, irritabilidad… pero además aumenta el riesgo de padecer un ataque al corazón.

Lo dicho: cuidad vuestro corazón durante todo el año. Tanto del exceso de sal como de los desamores. ¡Feliz San Valentín!

*Con un 25% menos de sal en relación a los productos de la misma categoría.

La Fundación Española del Corazón recomienda seguir una dieta variada y equilibrada y un estilo de vida saludable. Si usted tiene unas condiciones dietéticas especiales o padece alguna enfermedad debe consultar a un profesional de la salud. Se recomienda un consumo moderado y ocasional para las personas con hipertensión arterial.

Las autoridades sanitarias aconsejan consumir un máximo de 5g. de sal al día.

Un menor contenido de sodio contribuye a mantener la tensión arterial normal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *